Jóvenes entrerrianos recorren los incendios distribuyendo la solidaridad popular

Los voluntarios, oriundos de la localidad de Concordia, desde el fin de semana se encuentran en la provincia del nordeste argentino distribuyendo toneladas de alimentos, agua potable y ropa que los vecinos de su ciudad natal reunieron en apenas 72 horas

Un grupo de amigos oriundo de la localidad entrerriana de Concordia recorre desde el fin de semana las zonas de Corrientes más afectadas por los incendios forestales en las que distribuyen toneladas de alimentos, agua potable y ropa que los vecinos de su ciudad natal reunieron en apenas 72 horas para colaborar con los damnificados por el fuego.

El camión con acoplado cargado de donaciones se detuvo este miércoles en la Escuela de la Familia Agrícola «Ñanderoga», ubicada sobre la ruta 118, entre las localidades de San Miguel y Loreto, en el corazón de la zona afectada por los incendios, que desde hace diez días se convirtió en el centro de comando y base operativa de una fuerza conjunta integrada por organismos nacionales, empresas públicas y equipos especializados de media docena de provincias que lucha contra los incendios forestales.

Allí, los jóvenes entrerrianos -que la semana pasada comenzaron una colecta solidaria entre sus vecinos de Concordia- descargaron una gran cantidad de alimentos no perecederos, agua potable y naranjas que pidieron que sean destinados a las viandas de los brigadistas que todos los días salen desde esa base a combatir las llamas.

Mikhail Cicognini, dueño de un vivero en Concordia y uno de los impulsores de la iniciativa solidaria, afirmó en diálogo con Télam que «muchas veces venimos de paseo a la zona de Carlos Pellegrini, que nos gusta mucho y donde tenemos gente conocida. Algunos tenemos primos en Santo Tomé y Mercedes, y hablando con ellos de todo lo que está pasando nos pusimos de acuerdo para dar una mano y un poco de tiempo que es algo que no cuesta tanto».

El joven sostuvo que, ellos, «en Concordia sufrimos inundaciones y desde otras provincias siempre llegó ayuda. Entendimos que no nos cuesta nada salir a dar una mano y en cuestión de tres días llenamos el chasis y ahora salimos a entregar y a darle la mano a la gente que está trabajando y a la que la está necesitando».

«Desde ayer que andamos por pueblos de la zona afectada por los incendios. Lo que hacemos es dejar el camión en la calle y entramos a los parajes a entregar lo que necesiten, saludar y seguir viaje«, detalló.

Mikhail Cicognini Foto Pepe Mateos
Mikhail Cicognini. Foto: Pepe Mateos

Mikhail contó que pasaron «por una casa que se había quemado por completo y les dejamos ropa y alimentos. También le dejamos alimentos a los bomberos de un cuartel de San Miguel, que están cocinando para la gente que está luchando contra el fuego en los campos».

«Tenemos familiares en Concordia que siguen juntando donaciones porque sabemos que esto no se acaba ahora, y que cuando se apague el fuego todavía va a hacer falta mucha ayuda. Por eso vamos a seguir», completó el joven solidario.

Las expresiones de solidaridad con las comunidades afectadas se repiten en redes sociales desde diversos ámbitos sociales, sindicales y políticos que convocan a sumar donaciones.

También comienzan a verse en algunas rutas autos particulares y pequeños utilitarios que trasladan donaciones a puntos críticos afectados por las llamas. Fuente: telam.com.ar