Boca empató con Independiente y se coronó campeón del fútbol argentino

Por la última fecha del campeonato de la Liga Profesional, el conjunto Xeneize igualó 2 a 2 ante el Rojo en el estadio La Bombonera. Con la derrota de Racing ante River, los de Hugo Ibarra se quedaron con el título.

Boca igualó frente a Independiente 2 a 2 y por la derrota de Racing ante River (1-2), se consagró campeón de la Liga Profesional en un atractivo encuentro disputado esta tarde, en la Bombonera, en el marco de la última jornada del certamen.

Guillermo «Pol» Fernández, a los 34 minutos del primer tiempo, y Sebastián Villa, a los 4 del complemento, anotaron los tantos del conjunto local, mientras que Leandro Fernández de penal, a los 32 de la primera etapa, y Nicolás Vallejos, a los 35 del segundo tiempo, fueron los autores de las conquistas de la visita.

Con este resultado, Boca alcanzó las 52 unidades -dos más que su perseguidor Racing- y se consagró bicampeón del fútbol argentino.

El encuentro comenzó con Boca imponiendo sus condiciones y en las primeras acciones dominó y avisó con un débil remate de «Pol» Fernández, en el que Milton Álvarez, arquero de la visita, se complicó al querer embolsar la pelota.

https://www.espn.com.ar/core/video/iframe?id=11127020&endcard=falseSi bien los hilos del cotejo los manejó el local, la situación más peligrosa la tuvo Independiente tras una buena recuperación de Batallini, quien habilitó a Vigo que centro pasado para Fernández, que la metió al medio y cuando Benegas pateó, salvó con el bloqueo Zambrano.

Este sería un aviso de los de Avellaneda, ya que cerca de la media hora de juego, Lucas Rodríguez profundizó en ataque y fue derribado dentro del área por Advíncula: Fernández fue el encargado de ejecutar la pena máxima y con un remate cruzado firmó el 1-0.

El gol hizo suponer los peor para Boca y los hinchas se enfocaron rápidamente en como iba Racing y River, sin embargo, en una reacción frenética, Óscar Romero ejecutó un tiro libre desde la derecha y «Pol» Fernández de cabeza, decretó el 1 a 1.

El encuentro se tornó de ida y vuelta, situación que llevó a que el local tuviera una chance concreta de ponerse en ventaja por medio de Fabra, pero Álvarez le ahogó el grito, e Independiente respondió en el cierre de la primera etapa con un remate de Vigo, en el vértice del área chica y con el arco a su merced, pero Agustín Rossi en una acción descomunal evitó el tanto.

Ya en el complemento, Hugo Ibarra dispuso el ingreso de Villa y este le dio resultado de forma inmediata: con un tiro libre desde el sector izquierdo, apuntó al arco y clavó la pelota en el ángulo para desatar la locura de los hinchas Xeneizes.

El tanto le dio el empuje necesario a Boca para volverse seguro en su juego y desatar una ráfaga de situaciones en los pies de Villa, Romero y Morales, mientras que Independiente, con una doble acción de Juan Cazares advirtió que seguía en partido.

A falta de 10 minutos para el final, el conjunto de Avellaneda silenció al público local cuando desde un tiro de esquina, Vallejos ganó de cabeza y puso el 2 a 2, sin embargo, en simultaneo Miguel Borja gritó para River e igualó las acciones por lo que con estos resultados el Xeneize continuaba su andar al título.

El final fue para el infarto. Mientras Boca atacó de forma desenfrenada para lograr el triunfo, Racing y River protagonizaron un sin fin de emociones para los hinchas locales ya que la «Academia» paso de poder ganarlo con un penal -atajó Franco Armani-, a perderlo con un gol de Miguel Borja en la agonía y desatar una nueva vuelta olímpica para el Xenieze. Fuente: eloncedigital.com

Anuncio publicitario